sábado, 16 de junio de 2012

La vie en rose

-Ojos que hacen bajar los míos...una sonrisa que se pierde en mi boca... Voilá el retrato sin retoque... del hombre al que pertenezco...Cuando me toma en sus brazos... y me habla despacio... yo veo la  vida color de rosa... Me dice palabras de amor... palabras corrientes... y eso me provoca algo... Él entró en mi corazón... Una porción de felicidad... cuya causa yo conozco... Él es para mí... lo que yo soy para él... en la vida... Me lo dijo... Me lo juró por la vida.

Édith Piaf  (La vie en rose)

2 comentarios:

  1. Si bien a veces parece que estamos tocando a la puerta del cielo, también es cierto que casi siempre la puerta está cerrada pues el miedo a abrir es mayor. A veces se nos llena el estómago de mariposas, solo para descubrir que es misión imposible el amor que tanto anhelamos. Pero qué mayor magia que darte con una puerta que se quiere abrir a vos sin importar los riesgos, y de pronto descubrir un hogar para tu corazón, un hogar donde pueda residir hasta verlo canoso y arrugadito. La pregunta es si este hogar se encuentra en tierras cercanas llenas de confort o si más bien se encontrará en tierras lejanas, llenas de aventura y paisajes desconocidos. La verdad es que nadie lo sabe. Y al final de cuentas, no importa. Lo único que importa es nunca cansarse de buscar este hogar, y una vez veas la puerta, tener la convicción y coraje para tocar, o la valentía para poder abrir. A veces se encuentran amores que valen lo que vale la vida. |Victoria

    te amo hermana :)

    ResponderEliminar
  2. Qué agregar al comentario hermoso de Victoria, eso es,,,la vida es un tanto sueños y un tanto realidades, vivir vivir vivir por una causa, siempre hay una y vuelve una, y una es la existencia, me agradó el nuevo look del blog, un saludo mi amiga blooger. jorge

    ResponderEliminar